DE UNA ACTRIZ Y SUS RETOS

arianaEn distintas telenovelas la joven Ariana  Álvarez ha probado sus armas en la actuación. Ahora, lo  hace con el complejo personaje de Luz Marina,  en Latidos compartidos

En la telenovela Latidos compartidos, ahora  en  la pequeña pantalla, actúa la actriz Ariana Álvarez. En el entramado dramático, ella ha sabido mostrar   las luces y sombras de Luz Marina, personaje que interpreta en la obra.

Conversadora, llena de ideas, Ariana habla, en especial, para el sitio de MUJERES  sobre  ese rol.

EL PROCESO DE CREAR

A la hora de construir un personaje este o aquel uso   un recurso que nunca falla: el de la observación. Es un proceso en el que el tiempo cuenta porque siempre me fijo en la gente, sus comportamientos, frases, gestos y hasta la manera de caminar; además,   situaciones interesantes  que ocurren… y todo eso lo voy archivando en la memoria para  en determinado momento  utilizarlo. Incluso incorporo cosas de mis amigos y amigas sin que, tal vez,  ni cuenta se den.

A Luz Marina le di vida  “mirando”  a distintas mujeres con una conducta parecida. Por sus características tiene  una psicología   compleja: pasa del estallido a la depresión.  Se mete en problemas y sabe salir de estos en la forma más inesperada, no le importan los medios de los que se vale;  tampoco deja pasar gato por liebre, ni permite  que le tomen la delantera. Es muy melosa: en ocasiones, chispeante, dicharachera. Aunque osada con los hombres no deja de ser vulnerable  y sufre por amor. Como  hija devota de  Oshún y Changó en circunstancias difíciles se apoya en su religión, la yoruba.

Y, aunque en otras telenovelas ha hecho personajes de ese corte; es decir, mujeres duras, revoltosas, zafias, Ariana  sigue prefiriendo el personaje de Jesusa, que interpretó en Destino prohibido porque por su ternura está más cerca de su corazón,                                           

La artista  se formó en el grupo de teatro  Olga Alonso. En esa etapa protagonizó   varias puestas; interpretó a la Blanche de Un tranvía llamado deseo, La Jabá, de Yarini  y La Corina de Andoba. El magisterio de Humberto Rodríguez   sedimentó los conocimientos  básicos de la actuación. Ha sido  conductora en programas estelares de la televisión, entre ellos,  A moverse, Cuerda viva, Iguales y diferentes, Más allá de la música  y Somos multitud. En la actualidad  está en Radio Taíno en los espacios   Taimoda y Con ciertos discos, con una versión que el año pasado se llevó a la  TV.

Be Sociable, Share!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*